Vargas, tras los pasos de Arango

Suplir a Juan Arango en la Vinotinto es un reto soberbio, como escalar el pico Bolívar o cubrir el Orinoco a nado. Uno de los llamados a asumir su lugar como volante de creación es Ronald Vargas.

“A Arango lo único que se le puede decir es gracias”, lanzó el camiseta 10 nacional, tras conocer la decisión del zurdo de Maracay de apartarse del combinado patrio, tras 16 años, 130 partidos y 24 goles.

Siempre existen las diferencias: la inteligencia y parsimonia de Arango, amén de su liderazgo, contra la irreverencia y velocidad de Vargas, además de su polivalencia –lo mismo que ataca por la izquierda que por la derecha-.

Recuperado de las lesiones que afectaron su continuidad en clubes y selección, el guatireño estuvo convocado con la Vinotinto en los amistosos contra Honduras (derrota 3-0) y Panamá (empate a uno), en Puerto Ordaz. Ahora apunta a las eliminatorias de Rusia 2018: el arranque es frente a Paraguay el 8 de octubre en casa y Brasil el 13 como visitantes.

“Debemos adaptarnos a lo que será el clima, la hora. Tenemos que sacarle mayor productividad, pensando en las eliminatorias”, afirmó el mediocampista a los periodistas reunidos en Cachamay, durante los amistosos.

El habilidoso derecho, de 28 años, suma dos goles en tres partidos con el AEK de Atenas, club en el que se encuentra con el guardameta nacional Alain Baroja. “Me siento contento, estoy bastante feliz en Grecia con mi nuevo equipo”, afirmó, agregándole el valor de regresar al cuadro nacional: “El llamado a la selección siempre es importante, es un extra. Trato de dar lo mejor de mí, de aportar lo que pueda para el equipo, para el país”.

Venezuela jugará contra Paraguay a las 4:30 de la tarde en la calurosa Ciudad Guayana. Los internacionales criollos saben lo difícil que será para ellos: en el caso de Vargas, tiene ya ocho temporadas en el fútbol europeo.

Reconoció: “Uno no está acostumbrado a esto desde hace mucho tiempo, cuando jugaba con el Caracas. Tratamos de adaptarnos a todo”.