La era del zurdo de oro: Arango llega a 19 partidos en Copa América

Disciplina y temple, calidad y jerarquía. Desde 1999, Juan Arango ha sido pieza fundamental en la selección venezolana en Copa América: la Vinotinto ha evolucionado con su zurda como protagonista. El aragüeño llegó, ante Perú, a ser el criollo con más duelos jugados en el torneo, desplazando a José Manuel Rey.

Paraguay 1999, Colombia 2001, Perú 2004, Venezuela 2007, Argentina 2011 y Chile 2015. Seis torneos, 16 años, dos goles, mucha historia recorrida.

“La experiencia es muy importante en esta selección, así como contar con los jóvenes. Nosotros debemos ayudarlos, para darles confianza”, afirmó el maracayero, de 35 años, en una atención a la prensa.

César Farías, el DT que lo hizo debutar en el profesionalismo con el Nueva Cádiz, recalcaba que Arango seguía siendo “el mejor de la selección”. “Antes no teníamos un Arango para decirle a los jovencitos lo que existe. Entonces tenías que mostrarle un camino sin los ídolos. Tenías que explicarles cómo era posible vivir del fútbol en un país en el que no era posible”, indicó, en una conversación previa con este rotativo.

“Es el jugador más representativo de Venezuela, el que ha dejado más alto nuestra bandera. Mientras esté mejor, más se beneficia la selección”, había señalado, a este diario, el técnico Noel Sanvicente.

Arango debutó de la mano del argentino José Omar Pastoriza en la edición realizada en Paraguay. Solo disputó un partido: el México 3-1 Venezuela, ingresando al 57 por José Duno, en el estadio Antonio Oddone Sarubbi, de Ciudad del Este, el 6 de junio de 1999.

Su protagonismo comenzó a crecer a partir de 2001, con Richard Páez Monzón al timón de la Vinotinto. El maracayero fue titular en los tres partidos del grupo A (derrotas ante Colombia 2-0, Chile 1-0 y Ecuador 4-0). En 2004 jugó completo en las caídas contra Colombia 1-0 y Perú 3-1, y en el empate a uno con Bolivia.

Para 2007 llegó su primer gol en su primer pase a los cuartos de final, como titular siempre: luchó en el empate a dos con Bolivia, el triunfo 2-0 sobre Perú y el 0-0 con Uruguay. Metió el tanto criollo en la derrota 4-1 con los charrúas en la segunda ronda, un tiro libre soberbio, imparable para el arquero Fabián Carini.

César Farías asumió el mando del combinado criollo durante las eliminatorias a Suráfrica 2010 y la Copa América Argentina 2011 fue la del encumbramiento de Arango. Jugó en el empate a cero con Brasil, el triunfo 1-0 ante Ecuador, la paridad a tres con Paraguay, la victoria 2-1 sobre Chile y la caída, en penales, 5-3 con Paraguay (0-0 en el reglamentario). Marcó en la caída 4-1 con Perú, un puntillazo frente al guardameta Raúl Fernández.

Para Chile 2015 se especuló con que Arango jugara retrasado, ayudando a la contención. Pero el seleccionador Sanvicente lo ubicó en su puesto habitual, como mediocampista de ataque, en la victoria 1-0 ante Colombia y el duelo ante Perú.

“Hay que tener fe en los buenos jugadores y el buen jugador se sabe defender en cualquier posición”, decía Páez, el extécnico vinotinto, a PANORAMA, antes de la justa.

Con el último choque, en el estadio Elías Figueroa de Valparaíso, superó al caraqueño Rey, con 19 partidos copamericanos.

Su legado parece asegurado: “Hay jugadores jóvenes que demuestran ímpetu y que ya son importantes”, señaló el dorsal 18. Pero el maracayero, el zurdo de oro de Venezuela, sigue ampliando su leyenda.