Jeffren Suárez: "Pido perdón por mis reacciones pasadas"

El futbolista guayanés criado en España, Jeffren Suárez, se encuentra en Venezuela para sacar su pasaporte y la cédula, de cara a una futura convocatoria con la Vinotinto.

Jugador del Barcelona entre 2008 y 2011, el hoy atacante del Valladolid conversó este lunes con el programa radial Conexión Goleadora: “Con lo que ha pasado a mi alrededor, necesitaré aportar el doble que el resto”, indicó Suárez.

Durante los períodos de Richard Páez y César Farías al frente de la Vinotinto se intentó, sin frutos, su convocatoria. Suárez llegó a jugar con la selección española en categorías juveniles, pero no con la de mayores, por lo que se buscó su integración con el combinado venezolano.

Los dimes y diretes sobre su llegada a Venezuela generaron una novela cuyo capítulo final esté probablemente cerca. “Lo pasado, pasado. Deseo representar a la Vinotinto, quiero hacerlo (…) a los fanáticos les digo: apoyen a la selección, no a mi. Yo haré todo lo posible para que cambien su opinión hacia mí. Pido perdón por mis reacciones pasadas, cuando me quitaron (la opción de vestir) la camiseta nacional”.

“Las críticas no son agradables para mí, pero la gente es libre de opinar. Me dicen ‘vendepatria’. Respeto su opinión, pero yo haré todo por defender a la selección”, reiteró.

Jeffren salió del Barcelona en la temporada 2010-11, tras ganar tres ligas, una Supercopa de España y dos Champions, en la era brillante de Josep Guardiola al frente del equipo. Desde entonces, ha estado dando vueltas por el fútbol europeo: jugó dos campañas con el Sporting de Lisboa y ya lleva otras dos con el Real Valladolid.

En la actual zafra, en la segunda división española, acumula dos goles en 25 compromisos.

“Tuve muchos problemas al salir del Barcelona al fútbol portugués. Las lesiones me quitaron minutos. En Valladolid he podido jugar, pero en este equipo, como me dice el técnico, no hay titulares. Debo luchar para recuperar mi puesto”, apuntó el delantero.

Suárez visitó el módulo de trabajo realizado por la Vinotinto de Noel Sanvicente en España en 2014. Una lesión le impidió entrenar, pero pudo intercambiar opiniones con el seleccionador nacional.

“Sanvicente fue muy agradable, así como el resto de su cuerpo técnico. Se portaron muy bien. Hace dos, tres meses el técnico estuvo en Valladolid y conversamos más sobre lo que debo trabajar. Estoy agradecido por su cercanía”.

Aunque ve reducidas sus posibilidades de ir a la Copa América –Sanvicente no lo llamó a los amistosos contra Jamaica y Perú, de finales de marzo, por problemas en sus documentos-, Suárez está a disposición de ser llamado para las eliminatorias a Rusia 2018.